El cambio climático en la cesta de la compra

¿Nos estamos comiendo el planeta?

Este verano sin duda se recordará como uno de los más calurosos, o quizá como el comienzo de una etapa de veranos así de acalorados. Hemos enlazado olas de calor unas con otras, y se ha convertido en algo que nos ha afectado a la salud.

Está claro que el cambio climático es un hecho, y lo único que podemos hacer es tomar conciencia para reducir los efectos con nuestras acciones. Sin duda, la alimentación tiene un efecto brutal , y es que la FAO estima que para producir 1 kilogramo de carne se necesitan entre 5.000 y 20.000 litros de agua. Mientras que estas cifras con las de la industria agraria, para producir 1 kilogramo de un cereal como el centeno se requieren entre 500 y 4.000 litros de agua. Además de que una alimentación basada preferentemente en vegetales es sana y completa.

En este articulo he pretendido crear una guía sencilla, para reducir el impacto sobre el medio ambiente con nuestra alimentación. Hay muchas cosas que se pueden y en general son medidas sencillas. Así que si te animas, cualquier  cambio que adoptes, te aseguro que ya será hacer algo y el planeta y tu salud te lo agradecerán.

Dejo el link

Deja un comentario